diciembre 11, 2013

Sobre la primavera bogotana


Por estos días Bogotá vive una circunstancia política particular. El Procurador General de la República, Alejandro Ordóñez, haciendo uso de sus ilimitadas facultades constitucionales, ha destituido al alcalde de la capital de la res pública, Gustavo Petro. Y se desató el avispero.

Las calles del centro de la ciudad están en constante actividad. En los cafetines, bares y tertuliaderos no se habla de otra cosa: que el Procurador se ha excedido, que el presidente debería intervenir, que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos tiene la solución, que comienza la primavera bogotana, que Ordoñez no calculó lo favorecido que resultó Petro con su decisión… cada cual tiene su lectura sobre los hechos y sus probables consecuencias. La clase política se ha pronunciado sobre la decisión: la mayoría en contra, la minoría a favor. Muchos analistas lo ven como un atentado a la democracia.

No es la primera vez que el Procurador Ordóñez destituye a un funcionario elegido por voto popular, pero nadie antes lo puso en cuestión. ¿Será que la democracia en Bogotá es más importante que en el resto de Colombia? ¿Será que esta decisión es la gota que rebosó la copa en la sistemática persecución a los detractores del expresidente Álvaro Uribe? Claro que, siendo imparciales, hay que hacer algo de memoria histórica. ¿Nadie en las toldas progresistas se acuerda de que el propio Gustavo Petro ayudó a elegir a Alejandro Ordóñez, ahora su verdugo? ¿O que el M-19 fue el principal autor de la Constitución de 1991 que le dio semejantes poderes al Procurador?

Se preguntarán ustedes, ¿por qué yo, ciudadano del caribe, me meto a opinar en estos asuntos? La respuesta es sencilla: mi cédula de ciudadanía está inscrita en Bogotá. Habito esta ciudad, con algunas intermitencias, desde 2005. Voto acá desde 2006, cuando con algunos amigos hicimos campaña por Carlos Gaviria, esperanzados en la unión de la izquierda para combatir la reelección de aquel. Luego me inscribí oficialmente en el Polo, voté por Samuel Moreno, trabajé en el periódico del partido algunos meses y terminé renunciando por asuntos estrictamente personales. Me alejé del Polo por lo desastrosa que terminó siendo la administración de los Moreno y la escasa capacidad de reacción que tuvieron los líderes de ese partido para sancionarlos. El Polo me decepcionó porque terminó convertido en un partido político más, con sus intereses clientelistas y burocráticos.

Desilusionado de las toldas amarillas, en las elecciones presidenciales de 2010, me dejé llevar por “La Ola Verde” y voté por Antanas Mockus, único capaz de hacerle contrapeso a Juan Manuel Santos -candidato de Uribe- en la contienda. Hice campaña, participé en la construcción de algunos de sus mensajes audiovisuales, me puse la camiseta. Y terminé, de nuevo, decepcionado por la incapacidad de Mockus de enfrentarse a Santos hasta las últimas consecuencias. Los que apoyamos “La Ola Verde” nunca olvidaremos esa nefasta noche en la que Antanas se equivocó, a mi juicio, de manera intencional para perder las elecciones. Le tuvo miedo al triunfo. Porque el triunfo le representaba demasiados sacrificios al líder de “La Vida Es Sagrada”, incluso le ponía en riesgo inminente como presidente de un país extremadamente militarista.

A pesar de que no voté con Santos, de manera sorprendente el destino me tenía reservada una experiencia laboral cercana a su gobierno. Hace un par de años indirectamente fui funcionario de la “Prosperidad para todos” como productor de contenidos de Radio Nacional de Colombia (ahora Señal Radio Colombia). Conduje durante cuatro meses un programa de cuatro horas al día, al que contribuí notablemente, sobre todo en el área de periodismo cultural que siempre ha sido mi fuerte. La experiencia duró algunos meses, hasta que me di cuenta de los manejos autoritarios, irrespetuosos con la libertad de opinión y poco transparentes que se daban en esa emisora; sobre todo el escaso nivel de interlocución que se daba con algunos compañeros en torno a temas tan fundamentales para la radio pública como la Cultura y el Arte. A fin de cuentas, tuve la sensación de que esperaban que fuera un simple locutor y lamentablemente para ellos ese no es mi perfil.

Volviendo al tema, terminada mi confianza en la ola verde (que no llegó a ninguna playa) y con la llegada de las elecciones de alcaldes y gobernadores me dejé seducir por la estrategia electoral de Gustavo Petro. Terminé votando por él, gracias a su propuesta social, incluyente y por su contundencia en el combate a lo que él llama “las mafias de la política”. Sin embargo, he de decir también en estas líneas, que me he sentí discriminado por algunos de sus más cercanos asesores. Interesado como estaba en contribuir en la construcción de la “Bogotá Humana”, una y otra vez sus funcionarios me cerraron las puertas en las narices. No sé si por hombre, o por no pertenecer a la Comunidad LGBTI, o por hedonista, o por libertario, o por costeño. El asunto es que fue imposible establecer un diálogo con alguno de los miembros de su equipo cercano para hacerle alguna propuesta en el orden de las comunicaciones. Además, según se conoce públicamente, Petro terminó ensoberbecido y manejando los asuntos de Bogotá de manera casi dictatorial. La prueba está en que varios de sus  más cercanos colaboradores terminaron renunciándole, citando las mismas razones. Esos y otros asuntos personales hicieron que me ausentara de Bogotá, volviendo a mi tierra natal, en octubre del año pasado. No les niego que con una extraña sensación de derrota, de fracaso, de desolación.  

Luego de un año largo en San Marcos del Carate, en contacto con realidades políticas igual o más oscuras que las de la capital, mi confianza en la democracia como forma de gobierno es mínima. Tiende a cero. Ahora he decidido concentrarme en mis actividades privadas y no volver a ejercer mi derecho al voto. Alejarme de todo escenario de “Poder”, confiando más en los “poderes” que cada cual tiene para hacer su vida más feliz. No quiero seguir “botando corriente” en lo que no genera sino desilusión.

Escribo esto para decir que, a pesar de todo, el asunto de la “primavera bogotana” no deja de generarme, desde un punto de vista completamente neutral, algo de esperanza. ¿En qué? No lo sé. A lo mejor en el bello misterio de las flores. Amanecerá y veremos.

Texto y Foto por 
Ensuncho de la Bárcena
@CineastaRural

diciembre 06, 2013

Comienza la lluvia de cortos en Bogotá


Esta noche comienza la temporada de lluvias en Bogotá. El aguacero está pronosticado para las 8pm y tendrá epicentro en el Teatro Municipal Jorge Eliécer Gaitán con la inauguración de la edición número 11 del Festival de Cortos de Bogotá, Bogoshorts. Cineasta Rural está en la ciudad, y comparte inicialmente la SELECCIÓN OFICIAL en las competencias nacional e internacional del Festival.

116 cortometrajes de Colombia y el mundo competirán del 6 al 11 de diciembre por la Santa Lucia, estatuilla oficial del festival. Desde el 01 de mayo y hasta el 31 de agosto de 2013 estuvo abierta la convocatoria del Festival, que por primera vez contó con ShortFilmDepot como plataforma oficial para la recepción de inscripciones y registro. Esta plataforma ha sido desarrollada a lo largo de varios años por el equipo del Clermont Ferrand Short Film Festival (Francia), el evento de cortometrajes más importante del mundo.

Luego de los 4 meses de convocatoria se recibieron 3.845 cortometrajes (entre inscripciones on line y envíos físicos), una cifra absolutamente desbordante, impensable para el festival en esta etapa de crecimiento, al mismo tiempo maravillosa, al convertir al festival en un punto de referencia dentro de los eventos internacionales especializados en cortometrajes.

La curaduría de estos trabajos estuvo a cargo de 10 profesionales del sector cinematográfico, especialistas en diferentes géneros y campos de creación audiovisual, quienes como miembros del Comité de Selección, tuvieron a su cargo la ardua tarea de visualizar todos los cortos y seleccionar para cada una de las categorías en competencia, los mejores trabajos, que representan según su criterio, lo mejor del cortometraje colombiano y del mundo.

Los miembros del Comité Seleccionador son Jaime E. Manrique (Director Artístico del Festival), Sebastián Hernández Zambrano, Juan Manuel Betancourt, Maritza Blanco, Juan Carlos Concha, Emmanuel Cely Palencia, Rodrigo Torrijos, Carlos Hernández Peñuela, Felipe Suárez  y Juan DiazB.

El jurado oficial que tendrá a su cargo la evaluación final, será revelado esta noche.

Acá pueden conocer la Selección Oficial:

http://www.bogoshorts.com/sccs/sccs_cortos/secciones_cortos.html

Acá pueden consultar la Programación Oficial:



Advertidos de la intensa actividad cinematográfica, les invitamos a buscar sus paraguas y apreciar el comercial de Bogoshorts 2013:


diciembre 02, 2013

Exitoso cierre de Talleres de Radio para Comunidades del San Jorge


Con la grabación de “Así es Caimito”, un programa de 30 minutos realizado desde la Biblioteca José de Jesús Navarro del municipio, el pasado martes 26 de noviembre concluyó la serie de Talleres de Radio para las comunidades del San Jorge sucreño.

En un período de 3 semanas, alrededor de 50 personas de las comunidades solidarias de los municipios de San Marcos, San Benito Abad y Caimito, recibieron un taller teórico práctico de apreciación radial en el que el comunicador social Juan Carlos Ensuncho Bárcenas les contagió la pasión por este medio de comunicación, el de mayor penetración en todos los niveles de la sociedad.

“La experiencia ha sido maravillosa. Los pueblos del San Jorge sucreño tienen unas necesidades de comunicación inaplazables y el talento para asumirlas es sorprendente. Estoy impresionado, no solo con la calidad, sino con la calidez del lenguaje radiofónico evidente en los tres programas que realizamos, uno por cada municipio”, dijo Ensuncho.


Por su parte, Estrella Pineda, de la comunidad “Aguilar en progreso” del corregimiento Aguilar del municipio de Caimito, dijo que gracias a este proyecto “hemos podido cambiar nuestra realidad de vida, porque en nuestra comunidad hay escasez de recursos y fuentes de empleo. Esperamos que nos sigan ayudando, porque estamos ávidos de conocimientos y oportunidades. Queremos seguir adelante”, concluyó Pineda, quien compartió varios poemas de su autoría con los oyentes de “Así es Caimito”.

Los otros dos programas: “Así es San Benito” y “San Marcos y sus historias” fueron realizados el 19 y el 20 respectivamente. Y también arrojaron resultados muy positivos, reflejados en el resultado. “La idea es conformar un colectivo de radio que pueda seguir desarrollando los talentos de las comunidades y satisfaciendo sus necesidades de comunicación. Este es un primer paso en esa dirección”, afirmó Ensuncho, quien ha trabajado en Colmundo, Caracol y Radio Nacional de Colombia.

El taller es una estrategia del Equipo de Comunicación Solidaria (ECOS) de la Fundación Diocesana para la Mojana, entidad que adelanta  una labor de formación y conformación de comunidades en esta importante región del departamento. En el “Taller de Radio para las Comunidades del San Jorge” se utilizaron recursos de Colombia Humanitaria.


Fin del comunicado. 

noviembre 21, 2013

Sobre la revocatoria en San Marcos


Ante el proceso electoral del próximo domingo 24 de noviembre en el que mis paisanos deciden si quitan o dejan como alcalde a Arnulfo Ortega, debo decir lo siguiente.

Como escritor y periodista independiente no estoy ni a favor ni en contra de la revocatoria. Me manifiesto en una posición neutral. Y no es por temor ni tibieza. Tengo la suficiente autonomía para decirles que ninguno de nuestros alcaldes electos por la vía popular es digno de mi admiración, incluido el actual. Si la jornada del próximo domingo sirviera para que la justicia actuara a plenitud, sin impunidad, en los muchos casos de corrupción que ha callado convenientemente y pidiera a los exalcaldes que devuelvan los recursos públicos que han ido a parar a sus cuentas personales, familiares o de testaferros, sin duda votaría SI.

Pero para nadie es un secreto que en nuestros pueblos la política es uno de los indiscutibles factores que incrementan la pobreza y el atraso. Los niveles de corrupción son tan altos que ya parece algo natural robar dinero del Estado y quien lo hace es celebrado como digno de imitar. En esta zona del país es muy común que los ex alcaldes compren fincas, ganado, casas y camionetas de lujo, tan pronto salen de su cargo. Incluso hay uno que tiene varias fincas y cometió la desfachatez de nombrarlas de la misma forma, agregándoles un número al final para distinguirlas. Redondeando, mi crítica es mucho más que contra un simple alcalde. Es contra un sistema político que legitima conductas clientelistas, la compra de votos, la corrupción, la compra de conciencias y el tráfico de influencias.

Pero también hay que decir que los líderes de la revocatoria no han actuado con la mesura, cordura y elegancia que un proceso de estos merece. A Camilo Uribe Carriazo, director de la única emisora FM de San Marcos, se le ha ido la mano en su afán de promover la revocatoria de Arnulfo Ortega. El jueves pasado escuché su programa de opinión “La voz de los callados” y, cita bíblica en mano, se despachó contra el alcalde de manera poco objetiva. No lo bajó de “saqueador…”, “administrador de pacotilla…”, “descarado ladrón” y “desfalcador". En su muy escuchado programa de una hora, lanzó expresiones como “le están cogiendo la barba al pueblo y nadie hace nada”. Su incendiaria actitud, también debo decirlo, es cuestionable. Le hace falta equilibrio, objetividad, dar oportunidad de descargarse al funcionario que lapida de manera implacable.

Los medios de comunicación debemos tener mesura, querido colega, entre otras cosas para evitar que se repitan lamentables sucesos como el del 13 de agosto. Recordemos que los medios moldean el espíritu colectivo y que, por muy loable que consideremos nuestras intenciones, siempre debemos admitir el disenso. Si esto no ocurre corremos el inmenso riesgo de polarizar a la ciudadanía, cosa grave que contribuye a la generación de odio, factor que provoca nefastas consecuencias en lo colectivo. A estas alturas, debo aclarar que no me interesa participar en política, que esto lo digo en mi simple papel de observador.

Por último, pido a mis coterráneos mesura en las elecciones del próximo domingo. Y los invito a respetar, con la debida prudencia, la decisión final que se tome.

Por Ensuncho de la Bárcena
@CineastaRural

noviembre 13, 2013

Los medios de comunicación del San Jorge quieren unirse


La inquietud se hizo evidente en el marco de un taller de economía solidaria desarrollado por la Fundación Diocesana para La Mojana en San Marcos, Sucre.

El taller se llevó el pasado 31 de octubre en las instalaciones de la Casa Cural de San Marcos y contó con la presencia de 13 propietarios y representantes de empresas de radio, televisión e internet procedentes de La Unión, Caimito, San Benito Abad y San Marcos.


El tallerista, Adrián Jaramillo, se mostró gratamente sorprendido con la respuesta de los periodistas: “Es la primera vez que dictamos este taller a un grupo de comunicadores y vemos muy positivamente la convocatoria y el resultado de la misma. Los periodistas han expresado su deseo de integrar una comunidad de economía solidaria con la que puedan hacer frente a los problemas comunes y al aislamiento en el que se mantienen”, expresó Jaramillo.




Por su parte, un representante del grupo, José Gabriel Zuleta de la Ossa (propietario de “La voz de San Marcos”) se manifestó agradecido con la actividad y pidió que la Fundación Diocesana para La Mojana le hiciera seguimiento al proceso constitutivo de esa comunidad solidaria. “Vemos con mucha satisfacción el interés que tiene la entidad diocesana en ayudar a formarnos y a conformarnos como colectivo de comunicaciones de la región del San Jorge y la Mojana. Bienvenidas sean las entidades que aporten al desarrollo material e inmaterial de la región”, dijo Zuleta de la Ossa.

Comenzó taller de radio para comunidades del San Jorge


Con un taller en San Benito Abad al que asistieron 23 personas, el pasado jueves 7 de noviembre dio inicio un taller de radio para comunidades solidarias del San Jorge sucreño.

El taller es una iniciativa del Equipo de Comunicación Solidaria (ECOS) de la Fundación Diocesana para la Mojana, entidad adscrita a la Diócesis de Sincelejo que adelanta desde hace varios meses una labor de formación y conformación de comunidades solidarias en esta importante región del departamento, con recursos procedentes de Colombia Humanitaria.


El taller de radio es coordinado por el comunicador social sanmarquero Juan Carlos Ensuncho quien se manifestó satisfecho con los alcances obtenidos en la primera jornada. “Este taller es de una importancia muy grande para mí, porque la radio es un medio de comunicación capaz de integrar y fortalecer comunidades de manera sana y eficaz. Gracias a Dios los amigos del San Jorge están participando de una manera muy activa, receptiva y propositiva. Estoy seguro que de este taller saldrán nuevos programas y nuevas voces para la radio colombiana”, manifestó Ensuncho, quien ha trabajado para Caracol Radio y Radio Nacional de Colombia.

Por su parte, Yasiris Falón, de la comunidad “Caminos de Paz” del barrio San Rafael II de San Marcos, dice que lo mejor que le ha pasado con estos talleres de la Fundación Diocesana para la Mojana es que ha aprendido a vivir en comunidad y a compartir. “Me gusta que la Fundación piense en seguirnos formando, ya que la mayoría de nosotros no ha tenido la oportunidad de ir a la universidad y estas son herramientas muy útiles desde todo punto de vista”, concluyó Falón.


El taller de radio se trasladó el viernes 8 a San Marcos, el martes 12 a Caimito y continuará por dos semanas más.

octubre 09, 2013

La Ruta Mojana, otra cara del caribe


Con un ritual en el majestuoso árbol de San Marcos, al amanecer de este jueves, un nutrido grupo de comunidades solidarias de siete municipios de la Mojana, unido a Monseñor Nel Beltrán Santamaría, el gerente de Colombia Humanitaria, una delegación de Gramalote (Norte de Santander), los alcaldes de la ecoregión y un grupo de funcionarios de la Fundación Diocesana para la Mojana, estará dando inicio a la Ruta Mojana, otra cara del caribe.

“La Ruta Mojana fue planeada como un encuentro entre las comunidades que hemos venido formando en economía solidaria, la institucionalidad mojanera y los directivos de Colombia Humanitaria”, dijo María Amparo Rincón, coordinadora general de la Fundación Diocesana para la Mojana. Pero no todo es economía. El talento para las artes, en todas sus manifestaciones, es una de las características de la gente de La Mojana. “La mujer y el hombre de la región no sólo saben labrar la tierra y resistir a las más implacables tribulaciones de la naturaleza, sino que se levanta y canta. Y además escribe, baila, pinta, compone y filma. Es su manera de decir gracias por la Belleza que lo rodea”, dijo Monseñor Nel Beltrán Santamaría, obispo de Sincelejo.

La Ruta Mojana comprende dos días, jueves 10 y viernes 11 de octubre, en el que se compartirá algo más que un sueño de región. Habrá diálogos con las comunidades solidarias del antiguo “País de las Aguas” (conocido por nuestros ancestros como el reino Panzenú): San Marcos, Caimito, San Benito, Majagual, Guaranda, Sucre y Achí (Bolívar); hace más de mil años los Zenúes construyeron una intricada red de canales con una extensión superior a las 750 mil hectáreas. Con ella controlaban la natural subida de las aguas y no sufrían las inundaciones que hoy vivimos.


La ubicación geográfica de La Mojana, zona de afluentes de los tres principales ríos del país, es privilegiada. Con una extensa red de pantanos, caños y ciénagas la convierten en una ecoregión de particularidades ambientales y culturales complejas que exige formas de pensar y actuar diferentes a las respuestas que estado y sociedad civil ofrecen en otras partes de Colombia. Es la tierra del Hombre Hicotea, ser anfibio. Esta condición humana genera una identidad y riqueza cultural que requiere ser visibilizada y mucho más valorada entre los mismos habitantes de la región, del caribe Colombiano y del país entero.

Las inundaciones anuales, los veranos intensos y el aislamiento geográfico, plantean a su vez un aislamiento natural entre los Mojaneros. Hay escasa organización de la sociedad civil, difícil acceso a la formación, organización y participación, también fragilidad de la institucionalidad púbica para responder a las demandas de sus municipios. Las diferentes formas de violencias que son comunes a la geografía colombiana, cobran en esta región otros significados y exigen respuestas mucho más oportunas del estado. “Nuestro reto es superar la invisibilidad de las víctimas, el desconocimiento del despojo de tierras, las nuevas formas de violencia asociadas a cultivos ilícitos, el reclutamiento y la minería ilegal, los problemas de contaminación y degradación ambiental. En síntesis, el abandono del estado”, dijo la coordinadora general de la FDM.

“Este es el escenario que inspiró la creación de la Fundación Diocesana para la Mojana por parte de la Iglesia Diocesana de Sincelejo. Desde hace varios años venimos construyendo unas simbologías que nos unen: el abrazo Mojanero, la noche Mojanera y ahora la Ruta Mojana, que con toda seguridad será un éxito”, concluyó el Obispo de Sincelejo.

La Ruta Mojana incluye visitas a San Marcos, Achí, Majagual y Sucre, Sucre. 

septiembre 30, 2013

¿Jazz en Mompox? Bolívar perdedor


El año pasado tuve oportunidad de asistir al primer festival de jazz de Mompox. Hubo momentos memorables y prodigiosos protagonizados por Justo Almario, Jorge Otero, la banda de Comfenalco, Monsieur Periné y un trío de jazz de Estados Unidos.

Sin embargo, el tratamiento discriminatorio con los momposinos fue lamentable. Fueron relegados detrás de unas odiosas vallas el día de la apertura y obligados a la incomodidad más brutal el día de la clausura. La lógica de Telecaribe tuvo en cuenta a los espectadores remotos, sin considerar que el festival debía priorizar a los habitantes locales.



Ese seudofestival, sin director visible, programación seria, ni página web oficial, no solo fue diseñado por la lógica mercantil de una agencia de turismo, sino que conscientemente atropelló a los momposinos, conminándolos a los extramuros (como es tradicional en ciertos eventos cartageneros). Algunas fuentes consultadas, informaron que el Primer Festival costó 2500 millones de pesos. Se vieron avionetas, guardaespaldas y guayaberas. Como si fuera financiado por un grupo de mafiosos nuevos. Pero aquí no acaba todo.

A comienzos de 2013 un importante grupo de artistas emblemáticos de Cartagena y Bolívar manifestó su indignación, vía redes sociales, por lo que consideran un atropello por parte del cada vez más cínico proceder del gobernador del departamento. En un comunicado al que titularon “Por un Bolívar incluyente” informaban sobre los apoyos económicos a algunos eventos y entidades, con nombre propio: Festicine Kids (50.000.000), Festival de Acordeones de Arjona (100.000.000), Festival de Cine de Cartagena (100.000.000), Festival de Jazz de Mompox (750.000.000), Festival Internacional de Música (200.000.000), Hay Festival (100.000.000), Inversión UNIBAC (1.000.000.000), Ixxel Moda (204.000.000), Semana Santa de Mompox (150.000.000), Semana Santica de Mompox (50.000.000)… para un total de 2.704.000.000 millones de pesos. 


En el mismo comunicado, enviado por el Poeta, Gestor Cultural y Abogado Martín Salas, director del Festival Internacional de Poesía de Cartagena de Indias (que este año celebra su 17ª. edición), se critica el hecho de que la Estampilla Procultura esté destinada exclusivamente a UNIBAC (Institución Universitaria de Bellas Artes y Ciencias de Bolívar). Este año quedaron sin apoyo departamental algunas iniciativas emblemáticas como: El Festival Folclórico, el Festival de Títeres, El Parlamento de Escritores, El Festival Internacional de Poesía, El Festival de Cuenteros, La Muestra de Títeres, El Festival Folclórico del Barrio El Socorro, El Festival de Tambores de Palenque, Los Festivales de Tambora y Gaitas, El Festival del Mango, La Muestra Anual  de Teatro y “otros muchos festivales y eventos culturales del Departamento de Bolívar, con muchos años de historia y de trabajo permanente” que - según dice un comunicado reciente - “no son importantes para  la actual administración del Departamento de Bolívar, no tienen jet set, no tienen cocteles, no tienen glamour, no son extranjeros, no tienen grandes contratos de logística y sonido…”.

Sólo hace falta decir que la programación de este año incluye a un lamentable tropipopero llamado Jerau, que tiene de músico de jazz lo que Juan Carlos Gossaín tiene de estadista. Una muestra más del bajísimo trabajo del “Alto Consejero para la Cultura de Bolívar”, el poeta de la burocracia: John Jairo Junieles. Tristes funcionarios los del #BolívarPerdedor.

Por Ensuncho de la Bárcena
Escritor y Cineasta Rural

septiembre 29, 2013

Celebración de la amistad


El día que Gabriel García Márquez recibió la noticia del Premio Nobel de Literatura le dijo en secreto a un periodista que lo que más le preocupaba era que sus amigos escritores se iban a volver contra él, por justificada envidia. “Todos menos Álvaro. Le alegra tanto o más que si se lo hubiera ganado él mismo”, dijo. Se refería a Álvaro Mutis. Su gran amigo de toda la vida, a quien había conocido una noche de aguacero inacabable, casi treinta años atrás, cerca al mar de Bocagrande en Cartagena de Indias.

Los poemas, relatos y novelas de Álvaro Mutis tienen episodios notables dedicados a la amistad, único soporte de esos seres caídos en desgracia que pueblan sus narraciones y poemas. ¿Qué otra cosa sostiene a Maqroll El Gaviero sino el abrazo de Abdul Bashur?


El valor de su firma

Álvaro Mutis es uno de los grandes de las letras españolas. Lo confirman sus múltiples premios, traducciones y ediciones. Su obra literaria contiene una suma de factores que la hacen atractiva a cualquier lector del mundo: no conoce fronteras, no tiene límites, mucho menos banderas. En Mutis el mundo es una aldea.

Su escenario puede ser el enigmático río, la inhóspita selva, la implacable ciudad, el cómplice puerto o la mar bravía. Sus personajes procuran siempre la felicidad, así sea fugaz y a pequeña escala. Son hombres y mujeres que no temen al fracaso, pues de eso están hechos. Sólo le guardan respeto al abismo: lo saben el final del camino. A pesar de ello, ríen, gozan, brindan, porque saben que el único tiempo que tienen es el presente.

Álvaro hace Mutis

Según el Diccionario de la Real Academia Española, al que tanto afecto tenía Don Álvaro, “hacer mutis” es “salir de la escena o de otro lugar”.

Si este mundo es un gran teatro, como creen algunos antiguos, Don Luis Álvaro Mutis Jaramillo salió de escena el 22 de septiembre, la misma fecha que el Papa católico Félix IV, el emir omeya cordobés Abderramán II y la regente de Francia Luisa de Saboya (madre de Francisco I y Margarita de Angulema). Asunto que, conociendo al creador de Maqroll El Gaviero, no es una mera coincidencia.

Por Ensuncho de la Bárcena
Escritor y Cineasta Rural
Para El Meridiano

septiembre 23, 2013

Palabras de Don Álvaro Mutis al recibir el Premio Cervantes


 Majestades:

Este premio que me otorga España ha venido a despertar en dos sentidos las más antiguas y entrañables vetas de mi conciencia.

Debo explicar, en primer término, que mi relación con lo que he escrito ha estado siempre señalada por el rigor de una autocrítica implacable y la angustia de no haber alcanzado la plenitud y claridad de lo que he querido decir. Abrir un libro mío, ya sea de poesía o de narrativa, es una prueba que trato de evitar las más de las veces. Como jamás he vivido de mi vocación literaria y me he ganado el pan en oficios muy distantes de las letras, he tenido siempre la sensación de que mi obra caminaba desamparada por sendas ajenas a mi diaria rutina.

Hoy, España, al concederme este Premio, otorga a mi obra un lugar y un porvenir que, a tiempo de llenarme de felicidad, me la entrega identificada con mi propio destino. Que sea España quien lo haya hecho, es algo que viene a confirmar la relación esencial que he tenido toda la vida con la patria de mis antepasados gaditanos, siempre presentes en la diaria rutina de la vida. España, los españoles, las letras y las artes, la historia de esta nación, conforman las circunstancias de mi existencia, la materia siempre esencial de mis sueños y el apoyo que me rescata en los días de angustia y desconcierto. Creo que debo pedir aquí indulgencia por esta incursión en las confesiones personales, que corren el riesgo de caer en la cándida impertinencia. Pero debo reconocer que es para mí muy importante ponerme en orden frente a tan generosa y obligante distinción como ha sido este Premio Cervantes y quiero hacerlo ante tan egregios como calificados testigos.

También hay otro aspecto sobre el cual quiero dar fe por tratarse de algo que me ha marcado desde mi más temprana juventud. Se trata de mi veneración indeclinable y cada día más cálida por la persona y la obra de Don Miguel de Cervantes. Creo que es difícil encontrar en la historia de las letras de Occidente, un destino más adverso, más sembrado de injusticias, olvidos y amargos altibajos, que el que tuvo que padecer el entrañable autor de una obra literaria incomparable y luminosa.

Recuerdo muy bien cuando leí en mi adolescencia una nota biográfica de Cervantes en una edición escolar de El Quijote, tan expurgada y trunca que muy pobre idea podía tenerse de lo que sería el original. En cambio, ese parco resumen de su vida me dejó una impresión inolvidable. Al paso de los años la obra cervantina ha llegado a ser para mí un ejercicio y una compañía siempre lista a despertarme sorpresas y lecciones inagotables. Son varias las vidas de Cervantes que he leído, siempre con el mismo acongojado sentimiento de compasión y asombro. Cuando vuelvo a recorrer las páginas de El Quijote, de las Novelas ejemplares –por las que confieso tener una predilección muy particular-, de los Entremeses –que disfruto con gozo siempre intacto- y del Persiles y Segismunda –que sigue inquietándome como el primer día-, me intriga, y así será hasta el fin de mis días, que este hombre que he llegado a querer con afecto que me atrevo a llamar familiar, haya logrado una obra en donde el genio está presente en cada línea para mostrar, con lúcida evidencia, nuestro precario paso sobre la tierra.

Imposible no traer aquí este soneto de Borges, retrato absoluto de Don Miguel:

Un soldado de Urbina

Sospechándose indigno de otra hazaña
como aquella en el mar, este soldado,
A sórdidos oficios resignado,
Erraba oscuro por su dura España.

Para borrar o mitigar la saña
De lo real, buscaba lo soñado
Y le dieron un mágico pasado
Los ciclos de Rolando y de Bretaña.

Contemplaría, hundido el sol, el ancho
Campo en que dura un resplandor de cobre;
Se creía acabado, solo y pobre.

Sin saber de qué música era dueño;
Atravesando el fondo de algún sueño,
Por él ya andaban Don Quijote y Sancho.

Hoy, España, de mano de Su Majestad el Rey Nuestro Señor y por intermedio de Don Miguel de Cervantes Saavedra, reconoce mi obra y me honra con un galardón que no puede ser más precioso para mí y viene a poner orden y armonía en el discurrir tan a menudo ajeno e indescifrable de mi vida. Pienso en que mis ancestros gaditanos estarán ahora, donde quiera que Dios los tenga, atónitos y regocijados como yo lo estoy.

Muchas gracias,

Álvaro Mutis, abril de 2001

septiembre 22, 2013

Amén


 Que te acoja la muerte
con todos tus sueños intactos.
Al retorno de una furiosa adolescencia,
al comienzo de las vacaciones que nunca te dieron,
te distinguirá la muerte con su primer aviso.
Te abrirá los ojos a sus grandes aguas,
te iniciará en su constante brisa de otro mundo.
La muerte se confundirá con tus sueños
y en ellos reconocerá los signos
que antaño fuera dejando,
como un cazador que a su regreso
reconoce sus marcas en la brecha.

Álvaro Mutis 
(25 de agosto de 1923 – 22 de septiembre de 2013)

septiembre 19, 2013

El Cuento se toma Puerto Escondido



Este viernes 20 de septiembre, a partir de las 9 de la mañana, un grupo de 40 estudiantes de bachillerato procedentes de Arboletes, Canalete, Los Córdobas y Puerto Escondido se tomarán la palabra para engalanar el auditorio municipal del pueblo costero.

A lo largo de los dos últimos meses, los nacientes escritores han venido recibiendo formación sobre El Cuento como género literario, instrumento de expresión e imaginación de mundos posibles. El Festival de Cuento Juvenil hace parte del proyecto “Empelicularte 2013”, organizado por la Corporación Taller Prodesal y auspiciado por IAF (Inter American Foundation), Terres des Hommes y Fundación Surtigas.

Ángela Rodríguez, coordinadora de proyectos de Prodesal, ha dicho que la finalidad del Festival de Cuento Juvenil es “contribuir con la prevención del desarraigo, de la desesperanza  y de los múltiples riesgos que generan los conflictos armados y distintos tipos de delincuencia. Una manera de usar el arte en función de los derechos de la niñez y la juventud”.

Por su parte, el escritor y cineasta Ensuncho de la Bárcena, mentor del Festival, se ha manifestado altamente sorprendido por el nivel de los cuentos escritos. “Hay por lo menos 10 escritores entre este grupo maravilloso de jóvenes a quienes he tenido el enorme privilegio de conocer. Con ellos he podido compartir la semilla de la Literatura, que no es otra que la del asombro constante. Ahora hay que seguir regando la semilla, cuidando el terreno”.

Ángela Rodríguez explica que el objetivo principal del Festival de Cuento Juvenil es compartir y gozar el arte literario. “Reencontrar y dimensionar con sentido juvenil la cultura Caribe del cuento. Encontrar y dejar huellas del Caribe: orales, escritas, dibujadas”. Pero no todo acabará con el Festival. La Corporación Taller Prodesal ha anunciado la publicación de un libro con todos los cuentos escritos por los estudiantes y editados por Ensuncho de la Bárcena, quien afirma estar seguro del resultado. “Entre estos jóvenes hay escritores notables que con toda certeza harán parte de la próxima generación de escritores del caribe colombiano. No en vano el Festival estuvo dedicado este año al gran maestro David Sánchez Juliao”.


El Festival contó con la cuidada atención y organización de Henry Gracia, Sonia Jaimes y Lina Tovinson. Y, por supuesto, con la ayuda de los profesores de literatura de las instituciones educativas de los cuatro municipios.

septiembre 18, 2013

ESTE FIN DE SEMANA LLEGA A SINCELEJO "COLOMBIA DE PELÍCULA"



TALLER  DE  CRITICA  DE  CINE

TEMAS:     El cine: arte  y  técnica. (21 de septiembre)
Géneros cinematográficos (28 de septiembre)
Movimientos  y  vanguardias (5 de octubre)
El Documental (12 de octubre)
Historia del cine colombiano 1 (19 de octubre)
Historia del cine colombiano 2 (26 de octubre)
Historia del cine colombiano 3 (2 de noviembre)
Historia del cine colombiano 4 (9 de noviembre),
Crítica de cine. Clausura. (16 de noviembre).

LUGAR:     Museo Zenú Manuel Huertas Vergara, Sincelejo, Colombia.

HORA:       Sábados de 8:30 a.m. a 12:30 m.

TALLERISTA INVITADO: ENSUNCHO DE LA BÁRCENA


PANORAMA DEL NUEVO CINE COLOMBIANO

LUGAR:     Fondo Mixto de Cultura de Sucre

HORA:       07:00 p.m. a 09:30 p.m.

FECHAS:   Todos los Jueves desde el 26 de septiembre

ENTRADA  LIBRE Y GRATUITA  A  TODOS  LOS  EVENTOS 

ORGANIZA: 
TALLER ESENIA

APOYAN:
MINISTERIO DE CULTURA, FONDO MIXTO DE CULTURA Y MUSEO ZENU

INFORMES:
taller.esenia@facebook.com, talleresenia.blogspot.com, talleresenia@yahoo.com

agosto 28, 2013

En Honor de Don Álvaro Mutis



Por Ensuncho De La Bárcena

I

Hace veinte años supe de la existencia del Poeta, gracias a su gran amigo el Nobel. En un evento celebrado en la Casa de Gobierno, el Presidente de turno le celebró sus 70 bien cumplidos. Al acto asistió su encumbrado amigo de toda la vida, quien pronunció un elogio a la amistad que conmueve y divierte a quien lo lee. “Mi amigo Mutis” fue emitido en diferido por alguna emisora estatal o comercial - igual da en estos tiempos – y lo escuché atento.

Por aquellos mismos días lejanos sin Internet, conocí al Poeta a través de un irrepetible y maravilloso programa de televisión llamado “Palabra Mayor” dirigido por R.H. Moreno Durán y conducido por Margarita Vidal. Recuerdo ese patio con matas de plátano, gatos pantagruélicos y aquel vozarrón del tamaño de sus carcajadas con el que Don Álvaro tanto cautiva a sus interlocutores.

II

Varios años después me lo topé de frente en un libro dedicado a Alejandro Obregón. En esa ocasión, el homenajeado era el extraordinario pintor del caribe y sus profundidades. En el libro, enteramente dedicado a su obra, había un relato titulado “Un resplandor desnudo” en el que Mutis confesaba los alocados y sucesivos encuentros entre Maqroll El Gaviero y Obregón en distintas partes del planeta.

En aquel entonces comencé a devorar con lentitud y placer, como un buen amante con su musa, la fascinante obra del Poeta, tanto en verso como en prosa. Desde esos años de finales de siglo me considero amigo personal de Maqroll, ferviente admirador de Ilona, cómplice de Abdul Bashur y amigo clandestino de Flor Estevez.

III

Pasado un tiempo, ya viviendo en Cartagena de Indias, tuve la magnífica oportunidad de conocer a su hijo Santiago, gran poeta, quien era el ángel guardián de la gran novelista Laura Restrepo. Con ellos compartí mis primeros versos. Me considero afortunado testigo de sus amores y víctima de su cariño, pues nos volvimos a ver en Bogotá en un viaje en el que Santiago me hizo visitarlo en su cama de resfriado. Con la cobija hasta el cuello me habló con ternura de mis versos, acompañado de los comentarios de Laura y de una brillante labradora negra que ladraba como asintiendo a cada expresión de Santiago.

IV

En diciembre de 1999, al bailarín y coreógrafo Álvaro Restrepo, amigo de Mutis desde hace varios siglos, se le ocurrió la idea de traer al Poeta para que inaugurara el Segundo Festival de las Artes “Memoria e Imaginación” con un recital en el Teatro Heredia y que al día siguiente ofreciera sus versos al viento a bordo de un galeón por la bahía de Cartagena. Todo estuvo pactado, pero la salud de Don Álvaro decayó y su médico le recomendó no viajar al caribe. A cambio, ofreció un recital en vivo y en directo desde un Hotel de Bogotá. En el galeón ocupó el puesto de gaviero su hijo Santiago, acompañado de su musa Laura Restrepo, y los escritores William Ospina y Oscar Collazos. Fue una noche inolvidable.

V

Al año siguiente trabajaba como editor de la incipiente sección cultural de un noticiero radial de la ciudad. Con las brisas de diciembre llegó el congreso nacional de publicidad que tenía como conferencista inaugural al Poeta. Tan pronto me enteré de la noticia me propuse hacerle una entrevista. El dia de la inauguración estuve una hora llamando a varios hoteles de la ciudad, hasta que uno de ellos me comunicó a la habitación. Al otro lado de la línea esa voz encantadora que había escuchado varias veces en televisión, voz de hombre de radio, voz cultivada de hombre que ha sabido batirse con las palabras. Le hice la entrevista y, al final, me propuso un encuentro para esa misma noche.

VI

Allí estaba yo, puntual y al acecho, en el Centro de Convenciones. Lo vi llegar con su entrañable amigo Álvaro Castaño Castillo con quien había fundado la HJCK, para quien hizo la cortinilla de identificación que aun sobrevive al paso de los siglos. Nos saludamos, me dijo que le parecía mucho menor que mi voz y, al enterarse de mi febril vocación por la Poesía, me exhortó a seguir escribiendo versos. Me parecía increíble estar allí, conversando con esos dos titanes de la cultura colombiana, con mis escasos 24 añitos.




VII

Pasó el tiempo. Me gradué de periodista. Volví a mi pueblo debido al excesivo trabajo que se le ofrecía a un escritor en la ciudad heroica. Uno de esos días de San Marcos, cuando el Poeta ya rondaba los 80, se me ocurrió rendirle un tributo con un texto que mezclara realidad con fantasía, memoria con imaginación, periodismo con literatura. Lo titulé “Martinis para un día seco”. Se lo envié a una encopetada revista bogotana que me había publicado un par de cosas, pero su editor lo rechazó porque le parecían muy arbitrarios algunos episodios que narraba. No le insistí y me arrepentí de no habérselo enviado antes al poeta Miguel Irirarte, editor de viacuarenta.

VIII

En 2004 publiqué mi primer libro, “El Poeta en el Hotel”, en contravía de muchos amigos escritores y consejeros gratuitos que me decían que la Poesía andaba muerta. Y yo, seguro de que solo andaba de parranda, hice caso omiso. En 2005 me fui a vivir a Bogotá y presenté el libro en la Biblioteca Nacional. Me reencontré con Santiago y le di una copia de “Martinis…” con el objeto de que se la enviara el Poeta. Se había separado, hacia años, de Laura y, con la sonrisa pícara de siempre, me dijo que le haría llegar el relato. “Con gusto”, dijo.

IX

En marzo de 2010 publiqué mi segundo libro “La Voz Desconocida”, haciendo una selección de entradas de mi blog desde enero de 2005. Entre ellos “Martinis…” que, decidido a que circulara libremente, lo había posteado en enero de 2006. En septiembre de ese mismo año el poeta Miguel Iriarte me invitó al Festival Internacional de Poesía “PoemaRío”. Allí sucedió un episodio absolutamente sobrenatural y mutisiano.

Subidos los 30 poetas invitados en una embarcación en medio de un paseo por el Río Magdalena, nos encontramos de frente con un tramp steamer de bandera croata. Todos guardamos silencio ante semejante espectáculo del diseño y la navegación. Casi en estado de levitación, al tiempo, alguien más y yo pronunciamos la palabra mágica: “Maqroll”, dijimos. Nos miramos y comenzamos a hablar de inmediato. Me contó de su larga amistad con el Poeta, sus sucesivos encuentros en Madrid, su común pasión por el whisky de malta y las hermosas mujeres libres. Incluso me dijo que tenía un regalo, pero que me lo mostraba cuando estuviéramos en tierra. Hice caso a su acertada superstición y, una vez desembarcamos, sacó de su billetera un billete de no sé cuántas pesetas dedicado al sabio Jose Celestino Mutis, ancestro del Poeta, magníficamente firmado por Don Álvaro. Este caballero que escribe y aquel Marqués de la Corte de Madrid son amigos desde entonces.

X

Al año siguiente, trabajando yo en una emisora comunitaria, me reencontré con Santiago y lo noté muy apesadumbrado. Me confió la razón: acababa de llegar de México donde había percatado que la salud del Poeta estaba en franco deterioro. Entre sus palabras, Santiago me había hablado de una honda tristeza que albergaba a su padre por la implacable peste del olvido en la que había caído su amigo el Nobel, quien no lo reconocía desde hacía varios meses. En aquel patio, rodeado de plátanos prodigiosos que le guardaban su memoria de Coello, bebido en llanto, el Poeta le dijo a su hijo: “Me duele mucho lo de Gabriel”.

XI

Tan pronto escuché aquello quise llamarlo a México en ocasión de su cumpleaños 88. Y lo hice, aprovechando las posibilidades que la emisora me ofrecía. Al otro lado de la línea, la voz de trueno se había convertido en susurrante voz de arroyo. “Yo trabajé en esa emisora”, me dijo al identificarme. “Charry Lara me llevo allí, como lector de noticias”. Mucha agua había corrido debajo del puente desde entonces. Hablamos algunos minutos, sobre asuntos domésticos, sobre lo que estaba leyendo y escuchando. Y sobre la forma en la que celebraría su cumpleaños, “Con Carmen, Mercedes y Gabo”, me dijo. Le dije lo mucho que lo queríamos en Colombia. Que esa fecha era de muy digna celebración. Algo incrédulo, al otro lado de la línea, se despidió, sonriente.

XII

Hace unas semanas, mi amigo el Marqués, Diego Valverde Villena, me propuso que hiciéramos un Almuerzo Global en Su Honor. Acepté de inmediato. Así que ahora, cuando el poeta y novelista Álvaro Mutis (Premio Príncipe de Asturias, Premio Reina Sofía, Premio Cervantes y Premio Neustadt) celebra sus primeros 90 años de Vida, sus lectores y admiradores de todo el mundo levantamos la Copa. ¡Larga Vida al Poeta! 

julio 28, 2013

Hacia un verdadero Distrito Cultural


Por Ensuncho de la Bárcena

Cultura es el conjunto de saberes e instrumentos que permite a alguien desarrollar su Criterio, esa herramienta eficaz que nos permite llamar a las cosas por su nombre. También es el conjunto de modos de vida y costumbres, conocimientos y grado de desarrollo artístico, científico, industrial, en una época, grupo social, etc. En resumen la Cultura genera Identidad.

En una ciudad como Cartagena de Indias, Distrito Turístico y Cultural, distinguida por la UNESCO con el título de Patrimonio Cultural de la Humanidad, es inadmisible que el sector cultural siga siendo tratado como el patio trasero de la casa. Resulta francamente vergonzoso que la institución encargada de los recursos del sector, el Instituto de Patrimonio y Cultura de Cartagena de Indias (IPCC), sea manejada al vaivén politiquero de uno o dos concejales que lo han convertido en un feudo burocrático con instalaciones de quinta categoría, al lado de un prostíbulo.

Una simple visita a las oficinas del IPCC es suficiente para darse cuenta del lamentable estado en el que la institucionalidad cartagenera mantiene al sector cultural. Sin embargo, compartir edificio con un burdel, es muy interesante. Una señal de nuestros tiempos en los que la mayoría de los jóvenes sueñan ser mafiosos o políticos para comprar a la mayoría de las jóvenes que sueñan ser modelos o reinas. Y todos en un mismo edificio.

Si la clase política cartagenera fuera medianamente decente e inteligente, el IPCC tendría la misma importancia de la Corporación de Turismo. Y trabajarían mano a mano planeando el desarrollo de la ciudad. Pero es bien sabido que el grueso de los presupuestos, en una nación de quinta como la nuestra, se lo roban por vía de la “salud” y “educación”. Y lo que menos tiene el pueblo es eso mismo.

Ya me he puesto muy politiquero, hasta parezco en campaña. Pero no. Tranquilos amigos lectores, que no está entre mis planes a corto, mediano ni a largo plazo, ayudar a desangrar el presupuesto de la ciudad, del departamento ni del país. Eso se lo dejo a otros que se han formado (con Maestría y/o Doctorado) para hacerlo.

Solo quiero llamar la atención sobre un aspecto tan importante como la Cultura en una ciudad como Cartagena de Indias. Ciudad que alberga trascendentales festivales internacionales como ninguna otra en el país. Ciudad que es la Capital Cultural de Colombia. Y no nos referimos aquí a inanes “concursos de belleza” ni “reinados de independencia”, que deberían ser todos de carácter privado.


Para finalizar, sería bueno que los ignaros dirigentes aprendieran de una buena vez que el manejo de la Cultura no es exclusivo de ningún género. En la ciudad se ha impuesto una discriminatoria costumbre de nombrar solo a mujeres en la dirección del IPCC. Los caballeros heterosexuales somos tan capaces, como las damas y la comunidad LGBTI, de enfrentar un importante reto como ese.

julio 09, 2013

Se abre convocatoria del Festival del Porro Cantao de San Marcos


A partir del lunes 8 de julio a las 8 am - y hasta el miércoles 31 de julio a las 6 pm -  se recibirán las inscripciones en los 3 concursos del XIII Festival Nacional del Porro Cantao Inédito con Banda: Canción Inédita, Fandangueras Maruzanas y Parejas Bailadoras. La Fundación que organiza el Festival, presidida por Celia Castillo Solá, y el Director del mismo, Jose García Pico, dieron a conocer las bases de la convocatoria.


Concurso de Canción Inédita

Es el eje del Festival. Su razón de ser. Se entiende por Canción Inédita aquella que no ha sido grabada, ni divulgada con anterioridad a la fecha del festival por ningún medio de comunicación (prensa, radio, televisión, Internet) y que no haya sido presentada a otro festival. Pueden participar todos los autores y/o compositores de canciones de Colombia - o de cualquier país de habla hispana – que escriban obras en alguno de los tres aires o categorías del Festival: Porro Palitiao, Porro Tapao y Fandango.

Los interesados deben enviar la letra original (debidamente impresa y firmada con seudónimo), acompañada de fotocopia del documento de identificación del autor y/o compositor y un CD (o archivo de audio) con la melodía de la canción a capella o interpretada por un instrumento; al comienzo de la grabación debe anunciarse: título, seudónimo, aire y procedencia. Un comité integrado por 3 reconocidas figuras de la Música del Caribe Colombiano hará la selección. Las canciones escogidas deberán ser arregladas en formato Banda para ser presentadas en el Festival. Cada Banda Invitada montará 3 canciones y entregará copia impresa de las partituras a la Fundación Festival Nacional del Porro Cantao Inédito con Banda.

Un Jurado integrado por cinco personalidades del mundo de la Música y la Cultura se encargará de elegir al Rey (o Reina) de cada categoría; también concederá Segundo y Tercer lugar. El premio del Festival es el Hombre Hicotea y un importante incentivo económico para el autor y/o compositor.


Concurso de Fandangueras Maruzanas Bertha Piña

Maruza es el barrio fandanguero de San Marcos. Allí se produjo el Génesis de nuestra historia musical. En sus casas nunca falta el baile, la risa, el fandango. En él ha vivido toda su vida nuestra insigne fandanguera Bertha Piña, a quien rinde tributo desde este año el desfile inaugural del Festival, que se realizará el viernes 30 de agosto.  Pueden inscribirse comparsas fandangueras (mínimo 10, máximo 20 parejas) que hagan llegar al Festival la siguiente información:

Nombre de la comparsa
Entidad que representa
Director y/o coreógrafo
Procedencia
Número de Parejas
Listado de los integrantes (con fotocopia del documento de identificación)
Correo electrónico de contacto

Si hay menores de edad, estos deben ser inscritos con la debida identificación firmada por sus padres. Las comparsas seleccionadas deberán cumplir a cabalidad con el reglamento y el recorrido que les serán enviados por correo electrónico. Un Jurado integrado por tres personalidades del mundo de la Danza y la Cultura se encargará de premiar a las tres mejores comparsas.


Concurso de Parejas Bailadoras Porroteca Cecilia Arrieta, La Patizamba

Uno de los elementos trascendentales del Porro y el Fandango es el baile. Bien sea en la Plaza o en el Salón, bailar al compás de una Banda es un acto de elegancia y coquetería que lleva a la Pareja a escenificar el cortejo amoroso de manera pública, sin temores. Entre nosotros vivió hace un tiempo una mujer que no faltaba a ningún fandango que se hiciera en San Marcos, la connotada bailarina Cecilia Arrieta. Inmortalizada por el maestro Alejandro Rodríguez con el célebre tema “La Patizamba” que grabó nuestro Premio Grammy Latino, Juan Piña. A ella rendimos tributo a partir de este año con la Porroteca que se realizará el sábado 31 de agosto.

Teniendo en cuenta que quien baila porro y fandango no envejece nunca, en este concurso pueden participar Parejas Bailadoras en dos categorías: Juvenil (mayores de 18) e Infantil (menores de 18). Pueden inscribirse parejas que hagan llegar al Festival la siguiente información:

Nombres de los integrantes (con fotocopia del documento de identificación)
Entidad que representan (si la hay)
Director y/o coreógrafo (si lo hay)
Procedencia
Correo electrónico de contacto

Los menores de edad deben ser inscritos con la debida identificación firmada por sus padres. Las parejas seleccionadas deberán bailar los 3 aires del Festival y cumplir a cabalidad con el reglamento que les será enviado por correo electrónico. Un Jurado integrado por tres personalidades del mundo de la Danza y la Cultura se encargará de premiar a las tres mejores parejas de cada categoría.


Datos comunes a todos los interesados en participar

Los documentos requeridos serán recibidos por el Festival -vía entrega directa, correo postal o correo electrónico- únicamente a los siguientes destinatarios:

Fundación Festival Nacional del Porro Cantao Inédito con Banda
Casa de la Cultura “Alejandro Rodríguez Pérez”
San Marcos del Carate, Sucre, Colombia
Cel.: 3135185619


El Comité de Programación será el encargado de dar a conocer la Selección Oficial del Festival, a través de un comunicado que se divulgará el sábado 3 de agosto en el acto de lanzamiento del XIII Festival Nacional del Porro Cantao Inédito con Banda, homenaje a Adolfo Castro. El Festival se realizará del 30 de agosto al 1 de septiembre de 2013 en el pueblo más feliz del mundo: San Marcos del Carate, Sucre.